También Puedes hacer

cristian-zeballos-coaching-empresarial-0

ASTROLOGÍA Y FAMILIA

¡Saludos Amigo lector! Esta semana te Comparto un tema que es muy actual, que los bloqueos con los que nos Encontramos frente a determinadas situaciones de la vida en un gran porcentaje no son más que nuestras programaciones familiares inconscientes, y las cuales grabamos por medio de memorias, mandatos, lealtades, costumbres, creencias, formas de pensar, sentir o simplemente leyes a las cuales les asignamos valor de verdad.


Los temas que podemos tener bloqueados son muchos: conflictos familiares, de pareja, con los hijos, negocios, trabajo, dinero, síntomas físicos o emocionales.


Claro, al provenir todo este componente sutil de nuestro inconsciente, el primer trabajo que nos conviene hacer para desbloquear estos programas y permitirnos alcanzar en nuestra vida aquellas cosas que deseamos, es conocer cuáles son estos nuestros programas, en el máximo nivel de profundidad.


Hay muchas técnicas actuales que trabajan el tema desde lo emocional y desde lo psicológico, que pueden funcionar; sin embargo, lo que hoy te Comparto es que ya existe una metodología que abarca la información en nuestra carta astral, y que la Integra con la información que nos Brinda nuestro árbol familiar, llamada AstroTransGenealogía (ATG) que he desarrollado y que Brindo con el Aliado Pablo Lema. Hoy te hablaré acerca de lo relativo a la información que encontramos acerca de estos temas en nuestra carta astral.


En nuestra carta astral, hay muchas indicaciones acerca de nuestro legado familiar. Y también en nuestro árbol familiar. Y ese legado no es en realidad rasgos físicos, sino que se expresa por medio de lo físico, pero es más sutil que lo físico. Me explico.


Según el Hermetismo, la Realidad se compone de tres registros: lo simbólico, lo imaginario y lo real, de acuerdo al psicoanalista Jackes Lacan. Lo simbólico consiste de creencias, programas, todo lo que se expresa nombrándolo por medio del lenguaje; lo imaginario es energético, emocional; y lo real es lo físico tangible.

Las terapias que descubren las emociones ocultas revelan el registro imaginario del conflicto, y lo anudan un poco con algo de lo simbólico, al nombrar el conflicto, pero puede faltar profundidad en cuanto que habitualmente se destina poco tiempo para comprender en la profundidad requerida. Las terapias en lo real, en cambio, son simplemente la medicación farmacológica, la cual no resuelve en esencia el problema, solamente tapa los síntomas. Y quedarnos en lo simbólico sería únicamente intelectualizar el conflicto, sin una toma de conciencia efectiva. Cada una por separado no tiene respuesta para nuestros bloqueos.


Afortunadamente, una lectura de nuestra carta astral desde la Enseñanza Hermética siempre puede leerse, en cada elemento de la carta, los tres registros, si el astrólogo los conoce, por supuesto, y lee la carta desde este mito. Igualmente ocurre con el árbol familiar.


En nuestra carta astral, por ejemplo, podemos ver el legado familiar en muchos lugares. Por ejemplo, en la casa IV, donde se encuentran nuestras raíces, nuestro sentido de pertenencia a la familia y el legado cultural y sanguíneo de la misma. Allí podemos interpretar la relación que tenemos con nuestros padres, que creencias, dichos, leyes, programaciones, lealtades y en general todo aquello que nos configura desde mamá y papá.


También en la casa III podemos ver nuestros parientes, en particular los de generaciones anteriores: abuelos y tíos, por ejemplo, y la influencia que han tenido en nosotros.


Y claro, desde nuestra visión, cómo es nuestro arquetipo femenino maternal y cómo es nuestra madre, cómo es nuestro arquetipo paterno y cómo es nuestro padre, esto también configura un contraste de expectativas con lo real.


También la repercusión que esos programas familiares tienen en el tema que deseemos consultar: proyectos, dinero, aprendizaje, relaciones con nuestros padres, parientes e hijos, sexualidad, salud, trabajo, pareja, negocios, herencias, viajes, estudios, profesión, relación con jefes, amigos… y un extenso etcétera.

Por ejemplo, la carta que muestro es la carta de un joven cliente, hombre, que me contactó y le Brindé consulta. El joven me dice que tiene veinte años (en la fecha de la consulta) y que no tiene pareja.


Mirando su carta hay muchos factores que, según entiendo, le conviene considerar para poder establecer un vínculo de relación en pareja con una mujer. Me voy a centrar en esta explicación en los factores programadores des armónicos que tienen que ver con el legado de la familia, para hacer breve y no excesivamente técnico el análisis.


De entrada, el signo de Leo a la entrada (cúspide) de la casa IV indica de qué forma en el hogar el tema del mando jugó un papel fundamental.


Me pude dar cuenta que el trato con su padre no era su problema, viendo al Sol, planeta regente de Leo y de la casa IV, en el signo de Sagitario, y junto a la Rueda de la Fortuna y Mercurio (en Capricornio), y en buen aspecto (trígono) con Marte en Virgo.


Sin embargo, al ver a la Luna en Leo ocupando la casa IV, Luna que en este caso si es su madre en lo real, bajo aspecto difícil (cuadratura) con Venus en Escorpio, y el Nodo Norte Lunar, se me aclaró el panorama de mi cliente.


La madre reclama siempre mando y poder en la relación hacia él, y construyó de esta manera su primer vínculo con lo femenino: relaciones de mando y de poder. La Luna en Leo bajo aspecto difícil se muestra teatral y en momentos arrogante, pensando “¿cómo se atreve este crío a desafiar mis órdenes?... ¿quién se habrá creído”. Su madre sentía que si perdía el mando o el poder sobre él no habría cumplido su misión como madre. Y él siente al relacionarse con una mujer que no puede expresar lo que siente, porque entonces queda a merced del poder y mando de la mujer.


De esta manera, así mismo, inician sus intentos en lo real de establecer un vínculo con su potencial pareja (veamos que Venus es un significador de pareja y está en la casa VII). Como es natural y de forma subconsciente, el mismo muchacho busca concluir cualquier intento de iniciar una relación, ya que a nadie de gustaría ser mandando y controlado.


Y también vemos a Marte en Virgo, el cual se autoafirma a través de la exigencia, en aspecto difícil (cuadratura) con Plutón en Escorpio y Júpiter en Sagitario. Aquí, en el hogar, la exigencia era literalmente “mortal” ya que esta posición de Marte es muy demandante y Plutón en su domicilio muy intenso y radical, ayudado con Júpiter desde Sagitario, que todo lo exagera, y que tiene que ver también con la autoridad. Una autoridad que, si no cumples con sus demandas, te “mata” simbólicamente. Cabe destacar que también Júpiter y Plutón están la casa VII del muchacho, que son sus relaciones.


Entonces más de lo mismo, la mejor manera de no tener exigencias, demandas y autoridad sobre ti es tú mismo ponerte radical y extremadamente exigente para seleccionar tu pareja, tanto así, que te garantice no tenerla, ya que ninguna mujer será perfecta. Ni hombre, claro.


El tener este tiempo para comprender es un 75% de cualquier terapia, tiempo para comprender que, si en aquel momento hubiese dispuesto de amistad con un colega profesional en Transgenealogía y árbol familiar como hoy si tengo con Pablo, hubiésemos seguramente visto más cosas todavía. Además, con la integración de las visiones de ambas disciplinas y con oráculos como La Rueda del Logos, que permite sugerir coordenadas para dar respuesta este tipo de conflictos.


El simple hecho de llevar todo esto a la Conciencia, obra milagros. Siempre que no se quede en un aspecto intelectual, y la mejor manera de garantizar que eso no sea así, es pedirle al cliente que relate situaciones donde ha estado planteado que iniciase o no un vínculo de pareja con una mujer, y qué cosas le ocurrían a él. Es decir, vincular lo simbólico (las programaciones que muestra la carta) con sus emociones (imaginario) en cada situación concreta (lo real), de esta forma ocurre la implicación, factor fundamental en la respuesta ante su conflicto.


Bien. “Ahora ya entiendo”, me dice el chico. “¿Y qué hago, entonces?”. Que preguntase por un qué y no por un cómo fue una buena señal. Le indiqué que lo que puede hacer es integrar los aspectos positivos que le muestra su carta en relación de pareja. Lo resumo.


En particular, le recomendé usar su aspecto de trígono de Venus en Escorpio con Saturno en Piscis para dar forma a sus emociones, de manera que éstas se conviertan en la estructura sobre la cual se fundamente su compromiso en la relación.


Que deshiciese su comportamiento automático de querer mandar sobre la mujer, ya que, si él deshace este hábito, no tendrá que preocuparse si consigue una mujer que quiera mandar sobre él (porque ya no será necesario: el Universo se las muestra así para que resuelva el conflicto).


Que se enfoque en expresar verbalmente sus sentimientos hacia ella con nobleza e intensidad, más sin sarcasmo ni deseo de tener poder sobre ella. De hecho, al hacerlo así, el pierde toda idea errónea que tiene algún poder: la idea es entregar sus armas desde el inicio, y decir ‘te amo’ cuando sea de esa forma, así quedará expuesto, y al hacerlo, se deshace toda idea errónea de que tiene algún poder o mando sobre la otra persona. Eso sí, amar con gran intensidad, esa es la misión que trajo al encarnar a la Tierra, como lo muestra su Nodo Norte en Escorpio conjunto a Venus.


Aprovechar la relación de negocios que construyó con su padre, que se me muestra muy armónica (Marte en virgo, en trígono al Sol, Rueda de la Fortuna y Mercurio), y generar hacia ella esa confianza y madurez de pensamiento con la que él hace tratos de negocios con su padre, para extrapolarla a su pareja, él podría tener también este tipo de negocios con su pareja. Aprenderían a tener palabra y a confiar el uno en el otro.


Y en el terreno de la sexualidad, también vinculado al aspecto anterior, ya que estos planetas son de las casas V y VIII, muy oportuno no la demanda o exigencia hacia el otro, sino el perfeccionamiento mutuo en esta área tan importante a través del crecimiento sostenido. Cada vez, mejor. Y sobre todo, esa conjunción de Plutón y Júpiter requiere de una profunda confianza de uno en el otro y que el vínculo tenga un compromiso y perfeccionamiento permanente.

¿Te ha parecido interesante todo lo que podemos develar solamente a través de la carta astral? Te invito a ver y escuchar mi más reciente producción para La Caja de Pandora acerca de este tema, te Comparto el enlace al programa, y en caso que desees tomar una terapia de AstroTransGenealogía guiada por Pablo y por mí, escríbele un correo a Pablo a contacto@universophi.com y él te Brindará la información pertinente y te agendará sesiones en caso que decidas Apostar por tu Desarrollo Personal.


¡Nos encontramos la próxima semana!

Juan Carlos Pons López

Lic. Ms. en Matemáticas-Astrólogo-Tarotista-Numerólogo


http://academiajupiterhermetica.blogspot.com/

www.facebook.com/juancarlos.pons.31

academiajupiter2015@gmail.com


También Puedes

cristian-zeballos-coaching-empresarial-0

Suscribete al Boletín Semanal

© TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. CRISTIAN ZEBALLOS