• Leonardo Martín Brito

Utiliza Las Emociones A Tu Favor Para Lograr Lo Que Te Propongas

Cada día, la mayoría de los seres humanos viven librando una batalla en la propia mente; batalla que se encuentra protagonizada por un lado por la razón, y por la emoción por el otro.


¿Cuantas veces tu mente te ha dicho que no deberías comer ese dulce que tanto te gusta, que deberías acostarte más temprano para descansar mejor, que es una pérdida de tiempo mirar series o navegar por internet todo el día, ya que eso no va ayudarte en tu Proceso de


Crecimiento, y que de ese modo jamás lograrás triunfar en tu vida?


¿Cuantas veces te advertiste que no enviaras ese mensaje y a pesar de tus mejores argumentos, igual terminaste haciéndolo, más allá de cuan consciente fueras de las nefastas consecuencias que hacerlo te traería?


El problema que tienes con todos esos diálogos es que parece que hay partes de ti que quieren ir hacia un lugar, pero hay otras que te impulsan hacia el lado contrario.


Sería algo así como que en tu interior haya un equipo de fútbol, y la mitad del plantel patea la pelota hacia uno de los arcos, mientras que la otra mitad lo hace hacia el arco opuesto. Te darás cuenta de que así se hace bastante difícil que conviertas un gol.


El meollo de esta cuestión está en que nunca has aprendido como funciona cierta verdad universal.


Esa verdad es que, cuando la razón y la emoción entran en conflicto, tienes que saber que es la emoción la que siempre gana la contienda.


Por ejemplo, hay gente que se aterroriza ante las cucarachas, sin importar el tamaño de las mismas. Sin embargo, si te pones a pensar en el asunto durante un momento, el hecho de que una persona se asuste ante un insecto tan pequeño, resulta algo absurdo; sería algo similar a que un tiranosaurus rex se asustara al ver a un ser humano.

Puede que la parte racional de esa persona que teme a los mencionados insectos entienda que es imposible que los mismos puedan hacerle daño alguno; sin embargo las emociones y las sensaciones físicas que los mismos provocan en quienes les temen, resultan algo incontrolable.


¿No te ha pasado en alguna ocasión que no te sentías bien y por eso le pediste a algún amigo, familiar o persona de suma confianza que viniera acompañarte?


¿Sin embargo te permitirías realizar esa misma petición a una persona que te gusta mucho y que recién empiezas a conocer?


En la segunda situación, el miedo al rechazo es más fuerte que la razón, aunque la misma razón te diga una y otra vez que se trata de la persona indicada.


Otro conflicto muy frecuente entre la razón y las emociones se presenta ante la comida.


Bien sabes que hay ciertas comidas que no te convendría comer; sin embargo la sensación física que esos alimentos te provocan, evocan en ti recuerdos asociados con los mismos, los cuales harán que se desate otro conflicto en tu interior; y esa será otra batalla que la emoción gane a la razón, pues tu decisión terminará inclinándose por lo que sientes.


Otra emoción bastante frecuente es la inseguridad que puede sentir una persona al momento de querer invitar a salir a quien tanto le gusta; inseguridad generada por no sentirse lo suficientemente importante o valioso como para ser aceptad@.


¿Pero qué pasaría si comenzaras a transformar esas emociones negativas en positivas?


¿Qué pasaría si en vez de refrenarte por tus sentimientos de inseguridad, comenzarás a dirigirte a sentirte seguro de ti mismo y a poner el cuerpo para ir ganando terreno en el campo de tus emociones?


Cuando comienzas a generarte emociones positivas, empiezas a despertar a tu imaginación y tu creatividad para proponerte cosas que antes te hubieran resultado imposibles e impensables.


Cuando logras desarrollar el talento de generarte emociones poderosas; cuando utilizas palabras que incentiven las emociones que más te convienen para lograr lo que deseas, eso te permitirá ir ganando terreno en el ámbito de tus acciones.


Y si te entrenas lo suficiente en generarte esas emociones que se alineen con lo que deseas, así podrás ganarle una y otra vez la partida a esos pensamientos a través de los cuales tu razón de objeta.


Entonces el camino que tienes que seguir es el de trascender tú lógica racional a través de generarte emociones más intensas y poderosa que tus pensamientos, para valerte del impulso que la energía de tus emociones te provea.


De ese modo lograrás alcanzar cualquier cosa que te propongas; incluso lo imposible ¡A Pura Magia!


Si te interesan las temáticas que desarrollo en mis artículos y deseas mantener conmigo Consultas de Psicoterapia Transpersonal Iniciática de forma on-line, desde cualquier lugar del mundo donde tú te encuentres, te invito a que me envíes un mail a la siguiente casilla de correo electrónico: psicotrans@hotmail.com


Leonardo Martín Brito

Lic. en Psicología


Psicología Transpersonal

Psicoterapia Iniciática

Coaching Ontológico

Autoconocimiento y Desarrollo de la Consciencia


Facebook: Leonardo Martín Brito

Sesiones on-line vía Skype

Contacto: psicotrans@hotmail.com

Suscribete al Boletín Semanal

© TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. CRISTIAN ZEBALLOS